Efectos provisionales

La admisión de la demanda de nulidad, separación o divorcio produce, por ministerio de la ley los siguientes efectos:

  • La desaparición de la obligación de convivencia establecida, así como cesación de la presunción de convivencia conyugal.
  • La revocación de los consentimientos y poderes que cualquiera de los cónyuges hubiera otorgado al otro. Esta revocación se entiende definitiva.
  • Cesación de la posibilidad de vincular los bienes privativos del otro cónyuge en el ejercicio de la potestad doméstica, ello, salvo pacto en contra de los cónyuges.

Estos efectos provisionales se producen como consecuencia de la admisión de la demanda de nulidad, separación o divorcio, pero pueden ser solicitados con carácter previo por el cónyuge que se proponga interponer la demanda, en cuyo caso no son propiamente efectos de la demanda, sino medidas previas a la demanda, o provisionalísimas.

¿Todavía tiene dudas sobre los efectos que produce la admisión de la demanda de nulidad, separación o divorcio? ¿No ve con claridad a qué nos referimos cuando hablamos de medidas previas o provisionalísimas? ¿Está atravesando algún tipo de crisis matrimonial? No lo dude y acérquese a nuestro despacho en Málaga, le resolveremos todas sus dudas y le ofreceremos la mejor asistencia.

INFORMACIÓN Y PRESUPUESTO ON-LINE